Archivo | Familias S.O.S Ictus RSS feed for this section

Aprende a ser feliz

10 Abr

Quienes hemos sufrido, directa o indirectamente, la bofetada del ictus, conocemos la sensación de ser infeliz y tenemos razones suficientes para padecer ciertas emociones negativas. Pero, si nos paramos a pensar, siempre hay cosas por las que sonreir y ser feliz, aunque sea de una manera muy diferente a como lo teníamos planificado.

Este lunes asistí a la segunda edición del Congreso de la Felicidad, dirigida por Eduardo Punset, y con ponentes de la talla del psiquiatra Luis Rojas Marcos o el cirujano Mario Alonso Puig que resaltaron, entre otras cosas, la estrecha relación entre la salud y el estado emocional y dieron ciertas claves para ser feliz.

¿Qué es la felicidad?

Para Punset es “la ausencia del miedo”. Todos debemos aprender a manejar nuestras emociones, también las negativas, y saber encontrar la felicidad en las pequeñas cosas. El doctor Rojas Marcos asoció la felicidad a la “satisfacción con la vida en general” y, aunque estemos condicionados genéticamente, afirmó que “tendemos a pensar que somos felices y que estamos mejor que los demás”.

¿Cómo proteger nuestra felicidad?

El doctor Rojas Marcos nos dio 10 claves:

  1. Hablar: se codifican sentimientos y se reduce la intensidad emocional después de que ordenamos las historias.
  2. Las relaciones afectivas con otras personas nos protegen.
  3. El ejercicio físico de forma regular estimula y nos hace sentir bien, además de ayudar a prevenir enfermedades.
  4. Capacidad de adaptarnos al cambio. Tener flexibilidad y resistencia.
  5. Tomar el control: las personas q tienden a poner el control dentro de ellas frente a un problema protegen más su felicidad que las que dejan su suerte en terceros.
  6. Pensamiento positivo o ver el futuro con esperanza. La depresión es nuestro principal enemigo.
  7. El estilo explicativo: tenemos la necesidad de buscar significado a las cosas, pero debemos hacerlo con una valoración positiva.
  8. Tener una autoestima elevada.
  9. Diversificación: debemos saber qué es lo qué nos hace feliz y cuál es su escala.
  10. El último, y no por ello menos importante, tener sentido del humor para aplicar perspectiva a nuestra realidad.

¿Cuál es el camino para la felicidad?

El antropólogo Juan Luis Arsuaga nos recordó que sólo conseguiremos ser felices si deseamos algo que podemos proponernos. “Sentiremos deseos y podremos cumplirnos, marcándonos nuevas metas”. “Porpongámosnos aprender siempre para tener una fuente inagotable de conocimiento y juventud. Cuando dejemos de querer aprender estaremos muertos”. Arsuaga también nos trajo un refrán vasco y otro español que no debemos olvidar si queremos aceptarnos a nosotros mismos: “Seamos lo q somos. Nadie es mas que nadie”.

¿Somos realmente felices?

El doctor Mario Alonso Puig cerró la jornada explicando las reacciones del sistema cerebro cardiovascular ante diversas emociones y reflexionando sobre el mal y el sufrimiento. “Si a pesar del dolor creemos que merece la pena seguir viviendo, ayudando a los demás, superando barreras… es entonces cuando somos realmente felices”.

Así que ya sabéis. Sed felices si podéis. O, por lo menos, intentadlo. Porque, como decía Gabriel García Márquez, no hay medicina que cure lo que no cura la felicidad.

Muchas gracias a Coca Cola y al Instituto de la Felicidad por la invitación a esta fantástica jornada. Dicen que para ser relevante hay q conectar con las emociones…Y dicha expresión bien podría ser el leitmotiv de Coca Cola, que ha sabido posicionarse como la ‘chispa de la vida’ y lograr que 8 de cada 10 españoles la asocien con la felicidad. Enhorabuena.

Anuncios

¡Nos entrevistan en Obra Social Caja Madrid!

11 Mar

Quiero compartir con todos vosotros la entrevista que nos han hecho en el blog de Inserción Social de Caja Madrid. Mil gracias a todas las personas que están detrás de esta entidad por su apoyo, sensibilidad y difusión.

Familias SOS Ictus en Obra Social Caja Madrid

Quién me iba a decir que un año y medio después de abrir este blog personal iba a tener esta acogida… Sin duda, es el poder de contar tu historia, la manera en la que de algún modo nos ayudamos gracias a las redes sociales y el empeño por hacer que se reconozca la difícil situación de las personas afectadas.

Espero que la disfrutéis tanto como yo! 😉

dAbility: accesibilidad y redes sociales

11 Feb

El pasado viernes tuve el placer de participar en el I dAbility, una mesa redonda organizada por Telefónica, dentro de su iniciativa Ability Awards, para charlar sobre la accesibilidad de las redes sociales. Con representantes de Fundación ONCE, CERMI y Feaps Madrid, Tuenti y usuarios con discapacidad, analizamos las razones de esta brecha digital, que afecta a un 40% de la población, según el Observatorio Estatal de la Discapacidad.

Mesa redonda de I dAbility

Mi principal aportación al debate fue poner sobre la mesa las oportunidades de comunicación que ofrecen las redes sociales a las personas discapacitadas, cómo ayudan a establecer relaciones, sobre todo entre los familiares, y a compartir información y experiencias. Pero el avance de la tecnología va mucho más allá: la gestión del conocimiento compartido, el desarrollo de aplicaciones y  la Internet de las cosas tendrán mucho que decir en el corto y medio plazo.

¿Y el papel de las empresas? Son agentes sociales clave, motores del cambio, con un compromiso obligado: responder al reto social de integrar a las personas con discapacidad en todos los ámbitos, también en el 2.0.

Cristóbal Fernández, director de Comunicación de Tuenti. Antonio Corbalán, Aspaym Murcia y Fundosa Accesibilidad. Javier Luengo, director general de FEAPS Madrid.

Accesibilidad 2.0

Representantes de Fundación ONCE, CERMI y Feaps Madrid pusieron de manifiesto el aislamiento de las personas con discapacidad y reclamaron mayores esfuerzos por parte de los poderes públicos y agentes sociales para  cumplir con la legislación… Sin embargo, como bien apuntó Antonio Corbalán, experto en el ámbito, “la accesibilidad se debe conseguir desde el convencimiento y no por ley”.

Javier Luengo, director general de Feaps Madrid, describió a la perfección la realidad actual: “Estamos en el mejor momento de accesibilidad e inclusión social y, sin embargo, la red social es un mundo paralelo en el que los discapacitados intelectuales han vuelto a quedarse fuera”.

Jesús Hernández, director de accesibilidad universal Fundación Once. José Alias, redactor jefe de RSC Servimedia. Nuria Azanza, psicóloga y experta en género.

Nada para nosotros sin nosotros

El CERMI y la Fundación ONCE criticaron que no se cuente con las personas discapacitadas desde el inicio para trabajar en la accesibilidad de las aplicaciones. Si bien, el Director de Comunicación de Tuenti, Cristóbal Fernández, supo recoger el guante y se comprometió a organizar un encuentro para mejorar su proyecto piloto: Tuenti Voice Control, que permitirá navegación por voz en fase experimental, basada en Google Chrome.

Pese a que Tuenti reconoció sus limitaciones en accesibilidad, Nuria Azanza, psicóloga y experta en género, fue la encargada de suspender en usabilidad a las redes sociales. “En vez de avanzar en accesibilidad visual, van en retroceso”, afirmó, poniendo en el punto de mira a Facebook, principalmente: “Es una tortura de página. Será muy llamativa visualmente, pero tienen demasiada publicidad, enlaces… Y no me parece bien que desarrollen aplicaciones específicas para personas discapacitadas. A mí me encanta la inclusión”.

Y es que estar en redes sociales obliga a hablar de inclusión social. Gracias a este tipo de iniciativas, un día lo conseguiremos.

Mi agradecimiento infinito a Telefónica y a la organización del I dAbility por darme la oportunidad de participar, aprender y conocer a todos los participantes, maravillosos todos 🙂

Leticia de Rato, Lourdes Tejedor, Fabián García Pastor. Equipo de Reputación y Sostenibilidad Corporativa de Telefónica.

José Mª Ramírez-Moreno: un ejemplo de profesionalidad y servicio público

15 Ene

Después de analizar las desigualdades entre comunidades autónomas y criticar la falta de recursos en la lucha contra el ictus, José María Ramírez-Moreno nos ha enseñado el lado humano de la neurología y responde a una crítica habitual de los familiares de personas afectadas por ictus: la falta de implicación personal.

Un comentario habitual entre familiares que han vivido un ictus es que los neurólogos no tienen empatía cuando exponen el diagnóstico, se basan en lo peor…¿Usted cree que es cierto? ¿Son necesarias esas barreras emocionales para no implicarse personalmente?

Dar el diagnóstico es una de las tareas fundamentales de los médicos y la base para una terapéutica eficaz. En sí mismo no es un fin sino un medio, e indispensable para establecer el tratamiento adecuado. Informar acerca del diagnóstico es una de las partes más difíciles e importante del trabajo médico, y a pesar de ello no se explica y no se enseña cómo realizarlo adecuadamente. Ser poco hábiles a la hora de dar el “diagnóstico” puede generar un sufrimiento añadido innecesario en la persona que recibe la noticia y un deterioro en la relación médico-paciente.

En muchas ocasiones, a la hora de abordar estas situaciones, el profesional de la salud suelen basarse en lo peor y utilizar un lenguaje demasiado técnico, hemos recibido una formación basada en el binomio salud-enfermedad desde una visión totalmente biológica desatendiéndose, en algunos casos, las habilidades de comunicación. Hay que hacer un esfuerzo por buscar el entorno y dedicar el tiempo necesario a esta labor. En mi caso no hay barreras emocionales.

¿Podría compartir una experiencia bonita que recuerde de su día a día con esta enfermedad?

Llevo trabajando muchos años para que este cambio de modelo se de en Extremadura. Estoy profundamente convencido de que es lo mejor para estos enfermos, basándome en criterios puramente científicos y en las recomendaciones de todos los organismos de índole científica nacionales e internacionales de prestigio.

Mi ilusión y mi motivación, se mantiene viva en el día a día, alimentada del agradecimiento de los ciudadanos con ictus que ven recuperada su salud tras recibir nuestros cuidados. A pesar de que estemos en momentos económicos muy difíciles, las políticas encaminadas a la redistribución, a la igualdad y a la equidad no deben pararse. A estos enfermos ya les toca y debemos trabajar por ello.

Desde Familias SOS Ictus agradecemos de todo corazón al doctor su participación. Gracias por su apoyo, compromiso y dedicación. Ha sido un honor poder entender cuál es la realidad del ictus de la mano de un profesional de tanto nivel. ¡Gracias!

“No dedicamos los suficientes fondos para luchar contra el ictus”

13 Ene

Después de que el doctor José María Ramírez-Moreno nos relatara en la primera parte de su entrevista a Familias SOS Ictus las desigualdades entre las comunidades autónomas en la atención a los pacientes, critica con firmeza que no dedican “los suficientes fondos para luchar de forma eficiente contra el ictus” y nos explica las principales líneas de investigación.

¿Cree que se destinan los suficientes fondos para luchar contra el ictus?

Mi opinión es que no dedicamos los suficientes fondos para luchar de forma eficiente contra el ictus. El dinero público que se dedica a las Estrategias en Salud, entre las que se incluye el ictus, es escaso. Y desgraciadamente, salvo contadas excepciones, en nuestro país no hay tradición de que las entidades privadas participen activamente en la lucha contra las enfermedades.

¿Cree que se dedican todos los esfuerzos a la prevención y se deja de lado la rehabilitación?

Las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de mortalidad en los países desarrollados, entre los cuales se encuentra España. La evolución en los últimos tres decenios ha sido de un descenso continuado a expensas, sobre todo, de la enfermedad cerebro-vascular. Esto es fruto, sin duda, de los esfuerzos que se han realizado en materia de prevención y hay que seguir incidiendo en ello. Dentro de este contexto positivo, podía pensarse que ha perdido interés el abordaje de estas enfermedades, así como la posibilidad de que otras intervenciones para su control no sean necesarias.

Comparto la visión que el enorme esfuerzo que se ha realizado en este pilar que es la prevención, no se ha realizado igual en materia de rehabilitación, siendo fundamental. Una de las características clave de las unidades de ictus es la rehabilitación por parte de un equipo multidisciplinar especializado. Las consecuencias económicas y sociales de una hospitalización prolongada han despertado el interés por servicios que faciliten un retorno precoz a la comunidad. Siendo necesarios servicios post-alta especializados. Un meta-análisis demostró que la rehabilitación continuada tras el alta durante el primer año después del ictus reduce el riesgo de deterioro funcional y mejora las actividades de la vida diaria. En Extremadura, la reciente apertura de una unidad monográfica de Neurorehabilitación de daño cerebral sobrevenido ayudará a paliar este déficit.

¿Cuáles son las principales líneas de investigación?

Recientemente la Sociedad Española de Neurología (SEN) presentó oficialmente el Libro Blanco que marcará la hoja de ruta para la investigación de las enfermedades neurológicas en los próximos años. El documento fue elaborado siguiendo una metodología diseñada específicamente para este objetivo. En el mismo, participaron neurólogos, todos ellos expertos en su correspondiente área, que analizaron la situación de la investigación en neurología en nuestro país, detectando las posibles áreas susceptibles de mejora y sugiriendo líneas prioritarias de investigación en el próximo quinquenio y estrategias para mejorarla.

Las principales líneas de investigación para el ictus se centraron en: disponer de registros clínicos multicéntricos centralizado de casos sobre los que reevaluar los criterios actuales de contraindicación de trombólisis, valoración del manejo apropiado de la presión arterial y glucemia en fase aguda del ictus, nuevas técnicas de neuroimagen que muestren con exactitud el área de penumbra isquémica, identificar los mecanismos implicados en la neurorreparacion y neuroplasticidad y avanzar en el intervencionismo neurovascular.

Para cerrar la entrevista, hemos reservado las preguntas más personales. ¿Los neurólogos han desarrollado una barrera emocional con sus pacientes? ¿Pierden su empatía? José María Ramírez-Moreno nos demuestra que no…Consulte la tercera parte, próximamente.